Ramon Irigoyen en FacebookRamon Irigoyen en Twitter
Ramón Irigoyen es autor de 16 libros de obra original. Ha publicado también 15 libros de traducciones del griego antiguo y moderno.
"Descomunal poeta" (Juan García Hortelano)
"Ya era hora, coño, de encontrar una gran prosa castellana, nueva, vieja y eterna" (Francisco Umbral, Premio Cervantes)

El vía crucis de E. Laporte

Artículo de Ramón Irigoyen publicado en “Diario de Navarra” el miércoles 24 de agosto de 2011

Cometo el error de leer la excelente novela Luz de noviembre, por la tarde, del pamplonés Eduardo Laporte, publicada por Demipage, con la televisión puesta y oigo que, en la Jornada Mundial de la Juventud, se va a celebrar en el madrileño paseo de Recoletos un vía crucis de 15 estaciones. Esta noticia, que repiten otros medios, me saca de la lectura de la novela, que también tiene mucho de vía crucis, porque cuenta la muerte de la madre y del padre del narrador, que, con los respetos debidos, asocio con la muerte de Cristo. Un rato después, en la radio del coche oigo que está a punto de iniciarse el vía crucis que, en sus 14 estaciones, rememora los pasos que dio Jesús caminando al Calvario. ¿En qué quedamos, pues? ¿En que son 15 o en que son 14 las estaciones? Hice, sobre todo, en mi adolescencia, tantos vía crucis de 14 estaciones que me resisto a creer que no estén equivocados quienes dicen que las estaciones son 15. Naturalmente, no descarto que haya habido un cambio de liturgia en las últimas décadas que haya aumentado de 14 a 15 las estaciones y que yo no tenga esa información.
Mientras, voy pensando que el narrador de Luz de noviembre, por la tarde cuenta que su madre fue una madre moderna, dentro de la época ya lejana que le tocó vivir en Pamplona en la España de Franco. Aquella madre, en los años sesenta del siglo pasado, conducía en Pamplona un Renault Dauphin. Aquella madre también vivió en Madrid donde tuvo un novio socialmente bien situado con el que podía haberse casado. Sigo yo también conduciendo y el azar me lleva al bar Cuerda Larga de Colmenar Viejo (Madrid), un municipio que ha acogido a muchas docenas de peregrinos. Voy a la barra del bar cuando la televisión está retransmitiendo la visita del Papa y me encuentro allí a seis peregrinos franceses que con un hermano, probablemente marista, están siguiendo la retransmisión. No resisto la tentación de preguntarle a aquel religioso cuántas son las estaciones del vía crucis si 14, como yo creo basado en mi experiencia, o si son 15, como dicen algunos medios. Con una sonrisa seráfica me dice que las estaciones del vía crucis son 14. Le agradezco la información y pienso que, a partir de ahora, podré concentrarme en la lectura de esta magnífica novela de Eduardo Laporte, ambientada en Pamplona.

Tags: , , , , , , , , , , , , ,

Los Comentarios estan cerrados.